Cuerdas, Golpeadas

Clavicordio – Instrumento de Teclas

El clavicordio es un instrumento europeo de teclas que se lleva utilizando desde finales la Edad Media y fue utilizado durante el Renacimiento, Barroco y Clasicismo.

El sonido que produce el clavicordio es parecido al sonido que hace el latón o el sonido de una cadena de hierro con pequeñas tiras metálicas llamadas tangentes. Las vibraciones se transmiten a través de los puentes al altavoz.

El nombre se deriva del latín Clavis, que significa “llave” y este nombre está asociado con el nombre clavus, (que significa clavo) y cuerda, que significa cuerda de un instrumento musical.

clavicordio

Historia del Clavicordio

El clavicordio fue inventado a principios del siglo XIV. En el año 1504, el poema alemán “Der Minne Regeln” hacía mención al término clavicimbalum y clavichordium, designándolos como los mejores instrumentos para acompañar las melodías.

Una de las primeras referencias al clavicordio tiene lugar en Inglaterra, durante el reinado de Enrique VII.  Esta referencia se encontró por casualidad en una entrada del diario de la reina Isabel de York, en agosto del 1502.

El clavicordio fue un instrumento muy popular durante los siglos XVI y XVIII, pero su uso ha florecido especialmente en países de Alemania, Escandinavia y de la Península Ibérica, justo al terminar dichos periodos.

A finales de la década de 1890, este instrumento musical había caído completamente en desuso. Hay que darle las gracias a Arnold Dolmetsch, músico francés fabricante de instrumentos musicales, que fue el que popularizó de nuevo este tipo de instrumentos.

Aunque muchos de los instrumentos que se construyeron antes del 1730 eran de un tamaño pequeño, estos instrumentos musicales llegaron a medir más de 2 metros.

Hoy en día, los entusiastas de la música renacentista, barroca y clásica son las únicas personas que tocan este instrumento.

Aunque parezca increíble, hay muchas personas interesadas en este instrumento y se fabrican por todo el mundo. En la actualidad hay varias empresas “clavicordistas” y en los últimos 70 años se han encontrado más de 400 grabaciones.

El clavicordio es quizás el instrumento más personal y expresivo de todos los instrumentos de teclado. Este teclado permite al intérprete permanecer en contacto con las cuerdas. Esto le da un control preciso de la dinámica y el carácter continuo del sonido.

Muchos músicos recurren al clavicordio por la uniformidad, la sensibilidad y la claridad de dicho instrumento.

El clavicordio tiene un hermano pequeño que es bastante más moderno, el “clavinet”.

El clavinet es esencialmente un clavicordio eléctrico que utiliza un sensor magnético para producir una señal de amplificación. Stevie Wonder utiliza un clavinet en muchas de sus canciones, tales como “superstición” y “Higher Ground”.

El clavinet está asociado a menudo con el rock de los 70, el funk y la música disco.

La cantante Björk también utiliza este instrumento en sus canciones, como por ejemplo en la canción “My Juvenile”, incluso un grupo de fama mundial como fueron los Beatles, tocaron este instrumento en la canción “For No One” del año 1966.

El sonido del clavicordio

El lanzamiento de la nota que suena en un clavicordio depende de donde golpea la tangente la cuerda, por lo tanto, de la misma manera que un guitarrista puede producir diferentes notas moviendo su dedo a lo largo de las cuerdas, también es posible que un clavicordio pueda producir dos o más notas en la misma cuerda.

Los instrumentos que utilizan esta característica se denominan instrumentos con trastes.

Los clavicordios grandes tienen un par de cuerdas para cada nota del teclado. Como hemos dicho anteriormente, estos instrumentos se denominan instrumentos con trastes o sin trastes, porque ninguna cuerda es golpeada por más de una tangente.

Algunos de estos instrumentos también tienen un segundo conjunto de cuerdas en el contrabajo. Este conjunto de cuerdas dan más poder y riqueza al sonido de las notas del instrumento.

Algunos clavicordios fueron creados con mucha decoración, por lo que estos se hicieron muy populares entre los miembros de la aristocracia, donde los tenían en un lugar privilegiado en sus aposentos privados.

Mientras los clavicordios eran típicamente instrumentos manuales individuales, estos podían ser apilados, uno encima de otro, para proporcionar así múltiples teclados.

Añadiéndole al clavicordio un pedal para tocar las notas más bajas, este se utilizaba mayormente para improvisar.

Facebook Comments

Check Also

Qué comer antes de un concierto

La dieta Mediterránea es una de las mejores ...

LISTA DE INSTRUMENTOS

Facebook

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies